La palabra sand blast es una palabra compuesta y en inglés que significa sand: arena, y blast: presión, con lo cual el término hace relación a la técnica de arena a presión; sin embargo y contrario a lo que se piensa, no emplea necesariamente arena para su funcionamiento pues puede utilizar diversos tipos de abrasivos a presión.

Este sistema consiste en la limpieza de una superficie por medio de un abrasivo granulado expulsado por aire comprimido a través de una boquilla de carburo de silicio.

Este tipo de limpieza es ampliamente usada para remover óxido, escamas de laminación y cualquier tipo de recubrimiento de superficies metálicas y concreto u hormigón preparándolas para la aplicación recubrimientos y pinturas primarias.

Los tipos de Abrasivos y Granallas utilizados más frecuentemente en el sand blast son:

Granalla Silicato de Aluminio
(Escoria de Carbón)

Se usa para la limpieza a chorro obtenida a partir de la escoria de carbón para ser usada en la Industria Petrolera, eliminando las escamas metálicas, óxido, pinturas viejas y suciedad.
Obtiene superficies SA-3, SA-21/2 y SA-2


Granalla de Cobre
(Silicato de Hierro)

Es una granalla ecológica granulada, obtenida a partir de un mineral de hierro.
Usada en limpieza a chorro en superficies de acero y concreto.


Granalla de Acero

Elaborada a partir de acero nuevo triturado y/o licuado, con un tratamiento químico especial para asegurar su dureza y solidez microestructural.